Oración por preocupaciones, agotamiento y estrés a San Francisco de Asís.

Amado San Francisco de Asís, Glorioso Santo y Padre, en esta hora vengo con toda mi fe en ti a rogarte tu intercesión en mi vida.

 

Obra en mi vida, regálame bendición con tu generosa bondad y amor.

Necesito paz para vivir en alegría y tranquilidad y así poder avanzar en mi vida.

Ayúdame a no sentirme nunca más agobiado.

 

Me siento tan cansado querido San Francisco, vengo a ti, eres mi salvación, tengo fe en ti y confió en tu gloriosa misericordia.

 

Te suplico de rodilla me ayudes a encontrar esta paz alejando todo mal, peligro y tentación.

 

Quiero tenerte en mi mente, alma y corazón.

Seré un buen hijo de Dios, no hare daño al prójimo, seré un buen hermano.

Que de mi boca solo salgan palabras de amor y bendición, así yo podre ser bendecido dignamente.

Solo diré cosas de bien todos los días, para que las personas de mi entorno y toda la gente con la que me cruce y encuentre en esta jornada se sientan queridos, en paz, alegres y bendecidos.

 

Se que si soy bueno con los demás, tu serás bondadoso conmigo, se que me amparas Glorioso San Francisco. Y tienes piedad de mí.

Por tu poder y gracia intercede en mi vida ante el Padre, Mi Dios, para que me bendiga y me regale este milagro que tanto anhelo con todo mi corazón.

Se que me amas, yo te amo mi San francisco de Asís.

 

Te ruego con toda la humildad de mi corazón con esta humilde oración que me ayudes a calmar mi estrés, necesito soltarme de las cadenas que me atan y las deudas que me vencen;

TE INTERESA  Oración poderosa para pedir un MILAGRO ECONOMICO.

Tus llagas que son cinco… Cinco llagas de caridad divina; Cinco lenguas que me recuerdan a la misericordia de Jesucristo.

Cinco fuentes de Gracia Celestial, que nuestro Dios Creador Amado y Todopoderoso te entrego, todo confiado en ti y tu amor a nosotros, para que compartieras entre tus creyentes.

 

Eres mi esperanza, ayúdame a deshacerme de estos problemas económicos, a salir de deudas.

 

Ahora en adelante cuidare de mi economía correctamente, por mi bien y el de mi familia.

Se que no me abandonas, por favor, suplico me protejas a mí, a mi familia y mi hogar.

 

Necesito un techo donde dormir, un trabajo digno, que me ayude a pagar mis deudas para ser libre y que con este empleo pueda llevar a mi casa el pan de cada día.

 

Oh amado San Francisco, ayúdame, auxíliame, sácame de las dificultades económicas, ayúdame a no desviarme, no perder la fe, ni desviar la mirada del camino que has puesto en mi vida.

 

Los planes de Dios son buenos para mi futuro. Solo cosas buenas, de amor, paz, alegría y gozo me esperan por el amor eterno de mi Señor Jesús, Salvador y Pastor Nuestro.

 

Se que te tengo en mi vida y corazón Padre Mio, Oh Santísimo San francisco.

Confió en tu amor y se que mi petición pronto será atendida y todo será gracias a tu intersección y maravillosa obra en mi vida.

Gracias porque sé que por tu generosidad nunca más caeré en ruina, ni en desempleo, estoy protegido por tu bendición.

 

Mis preocupaciones se van, la paz entra en mi vida y todo mal se aleja.

TE INTERESA  Oración a San Miguel Arcángel protección contra el mal, enemigo, envidia y tentación

Ya no me siento agotado, tengo tu apoyo y amor y ahora se que eres todo lo que necesito para vivir en alegría y paz.

Las cosas que me agobiaban y afligen ya no estarán en mi vida, por el poder de la palabra hoy soy libre de las situaciones que me estresan.

 

Vengo a pedirte tu poderosa ayuda para solucionar mis problemas, que me causan agotamiento, tristeza y me hacen padecer;

 

Ruego perdones mis pecados, estoy aprendiendo a perdonar a quienes me han hecho daño.

Pero por favor no permitas que nadie intente atentar contra mi vida mental o físicamente.

Y mucho menos que nadie intente quebrantar mi fe;

 

Bríndame tu bendición para afrontar los momentos tan duros por los que estoy pasando.

No quiero que mi familia sufra por mi culpa o errores, ayúdame a reparar el camino, para ir por sendas de justicia.

Pido con todo el corazón Amado San Francisco que elimines cualquier residuo de maldad en mi cuerpo, ayúdame a no ofender a los demás.

 

Quiero estar saludable, bríndame salud Santo Mio, Francisco de Asís.

Para emprender el día y poder luchar, mantenerme en pie para afrontar este día.

Sé que este día será maravilloso, todo saldrá bien y con mucha paz.

Se que grandes cosas me esperan esta jornada. Bendiciones, amor, paz, mucha alegría, éxito y prosperidad.

 

¡Te amo San francisco de Asís!

Amén.